la bellota

Blog del Jamonero

logotipo la bellota

Un viaje a Jabugo: En busca del tesoro ibérico

El sol de Andalucía acariciaba nuestros rostros mientras emprendíamos nuestro viaje a Jabugo, la cuna del jamón ibérico. La emoción era palpable en el aire, pues no solo íbamos a degustar el producto estrella de la región, sino que también nos adentraríamos en un paisaje lleno de tradición y sabor.

Al llegar a Jabugo, nos dirigimos a la tienda 5 Jotas, donde nos recibió un equipo amable y experto. Sus palabras transmitían pasión por el jamón ibérico y nos contagiaron de su entusiasmo. Degustamos diferentes cortes de jamón, cada uno con un sabor y una textura únicos, y aprendimos sobre el proceso de elaboración artesanal que los hace tan especiales.

Con el paladar aún deleitado, decidimos explorar las tierras de Jabugo. Recorrimos dehesas interminables donde los cerdos ibéricos pastaban libremente, disfrutando de las bellotas que les dan un sabor tan característico. Visitamos bodegas centenarias donde el jamón se curaba lentamente, absorbiendo la esencia de la tierra.

Cada paso de nuestro viaje era una aventura. Caminamos por senderos bordeados de encinas centenarias, cruzamos arroyos cristalinos y disfrutamos de la tranquilidad del campo. Conocimos a gente del lugar que nos contó historias sobre la tradición del jamón ibérico y nos transmitió su pasión por este producto único.

Al final de nuestro viaje, regresamos a casa con un tesoro: no solo jamones 5 Jotas de la más alta calidad, sino también recuerdos imborrables de una experiencia inolvidable.

Las dehesas de Jabugo: Un oasis de naturaleza y tradición

Las dehesas de Jabugo son un ecosistema único, un mosaico de verdes praderas, encinas centenarias y arroyos cristalinos. En este paraíso natural, los cerdos ibéricos campan a sus anchas, disfrutando de una vida en libertad y alimentándose de las bellotas que caen de los árboles.

Flora:

Las encinas son las reinas de la dehesa, con sus troncos robustos y sus ramas extendidas que dan cobijo a una gran variedad de plantas. Entre las encinas, encontramos también alcornoques, quejigos, madroños y otras especies autóctonas. En primavera, la dehesa se llena de flores de colores, como jaramagos, orquídeas y narcisos.

Fauna:

Además de los cerdos ibéricos, las dehesas son el hogar de una gran variedad de animales. Ciervos, gamos, conejos, liebres y aves rapaces son solo algunos de los habitantes de este ecosistema. En los arroyos, podemos encontrar truchas y otros peces.

Sonidos:

El silencio es el sonido predominante en la dehesa, solo roto por el canto de los pájaros, el susurro del viento entre las hojas y el balido de los corderos. De vez en cuando, podemos escuchar el ladrido de los perros que pastorean a los cerdos o el canto de los gallos de las aldeas cercanas.

Un paseo por la dehesa es una experiencia sensorial única. La vista se deleita con los verdes prados y las copas de las encinas. El olfato se impregna del aroma de la tierra húmeda, las flores y las bellotas. El oído disfruta del silencio y los sonidos de la naturaleza. Y el gusto se despierta con la degustación de las bellotas y otros productos de la dehesa, como el jamón ibérico.

Las dehesas de Jabugo son un tesoro natural que hay que proteger y conservar. Son un espacio único donde la tradición se funde con la naturaleza para dar lugar a uno de los productos más preciados de la gastronomía española: el jamón ibérico.

Anécdotas divertidas de nuestro viaje a Jabugo:

1. La oveja aventurera:

Mientras caminábamos por una de las dehesas, nos encontramos con una oveja que se había escapado del rebaño. La pobre estaba desorientada y no sabía cómo volver a casa. Decidimos ayudarla y la guiamos de vuelta al rebaño. El pastor, agradecido, nos regaló un queso de oveja delicioso.

2. El cerdo travieso:

Durante una visita a una granja de cerdos ibéricos, uno de los cerdos se escapó de su corral y se dirigió hacia nosotros. Al principio nos asustamos, pero luego nos dimos cuenta de que solo quería jugar. Le dimos algunas bellotas y se convirtió en nuestro amigo por el resto del día.

3. La cata a ciegas:

En la tienda 5 Jotas, nos propusieron un reto: una cata a ciegas de diferentes tipos de jamón ibérico. Teníamos que adivinar la procedencia y la edad de cada jamón. Fue una experiencia divertida y desafiante, y aprendimos mucho sobre las diferentes características del jamón ibérico.

4. La canción del jamón:

En una taberna local, conocimos a un grupo de cantaores flamencos que improvisaron una canción sobre el jamón ibérico. La canción era tan divertida y pegadiza que no pudimos evitar cantar con ellos.

5. La foto con el toro:

Al final del viaje, nos encontramos con un toro en una de las dehesas. El toro era enorme y nos daba un poco de miedo, pero decidimos hacernos una foto con él. La foto quedó genial y es un recuerdo inolvidable de nuestro viaje a Jabugo.

Estas son solo algunas de las anécdotas divertidas que nos ocurrieron durante nuestro viaje a Jabugo.

Ofertas Exclusivas en Jamones Etiqueta Negra

En colaboración con los productores de mayor reputación y prestigio del sector, hemos creado ofertas exclusivas en jamones ibéricos de etiqueta negra para nuestros lectores y clientes.

Disfruta de una experiencia gastronómica única e inolvidable a un precio irresistible.

Mi cuenta

Carrito

Finalizar compra

Venta mayorista

Ventajas y condiciones

Grandes compradores

B2B

Información

¿Como hacer mi pedido?

¿Cuando me llegara?

¿Qué garantia tengo?

¿Puedo devoverlo?

Productos

Jamón Ibérico

Embutido Ibérico

Loncheados

Ayuda

Contacto

¿Que devo hacer?

Resolución de conflictos

Share This
×

¡Hola!

Haga clic a continuación para chatear en WhatsApp

× Necesitas ayuda?